Del carbón al hidrógeno verde: así pretende revolucionar la energía Gautam Adani, la tercera mayor fortuna del mundo

Considerado por muchos como el magnate del carbón, Gautam Adani se convirtió a finales de agosto en la tercera mayor fortuna del mundo, colocándose tan solo por detrás de Jeff Bezos y Elon Musk, segunda y primera, respectivamente. Con un patrimonio estimado de 143.000 millones de dólares, según el índice de Bloomberg, este empresario indio se subió al podio de los más ricos gracias al aumento de los precios de la energía y al considerable empujón en las acciones de sus siete empresas que cotizan en bolsa.

Meses antes, Adani, de 60 años, se subió al escenario del Centro Nacional para las Artes Escénicas, en la ciudad india de Bombay, para dar un discurso de 32 minutos en el Cónclave Económico de la India. Allí, la tercera persona más rica del mundo apenas mencionó el carbón, su gran apuesta de siempre, y sí centró sus esfuerzos en persuadir al mundo con su nuevo objetivo: la energía verde.

Tanto es así que Adani pretende pasar a la historia por ser el mayor productor mundial de energía verde, con el objetivo de invertir hasta 70.000 millones de dólares en proyectos de energía renovable para 2030. La ambición de ANIL (Adani New Industries Ltd), una de las empresas del conglomerado Adani Group, es invertir en energía renovable para los próximos 10 años. En la fase inicial, Adani Group desarrollará una capacidad de producción de hidrógeno verde de 1 millón de toneladas anuales antes de 2030.

Para Adani, el aumento de la demanda mundial de energía verde será un "cambio de juego" para el país. "Para India, la combinación de energía solar y eólica junto con hidrógeno verde abre unas posibilidades sin precedentes", señaló en unas declaraciones recogidas por Bloomberg. Por tanto, Adani señala que "India está en la cúspide de décadas de crecimiento que el mundo querrá aprovechar". 

En esta apuesta enfermiza por la energía verde, Adani buscará la gloria fuera de la India, un país donde prácticamente ha realizado todas sus inversiones. Aún así, la mayor fortuna asiática ya realizó alguna incursión en el extranjero y se asoció con el gigante petrolero francés TotalEnergies, comprometiéndose a invertir 7.300 millones de dólares en los negocios de Adani, incluidas sus unidades de energía renovable e hidrógeno verde.

Sin duda, Adani Group va muy en serio con esta revolucionaria energía. La propia compañía se atreve a decir que cuenta con una cartera de proyectos de energía limpia de 20,4 gigavatios, equivalente a aproximadamente el 20% de la capacidad solar actual de EEUU. Aunque poco más de una cuarta parte está actualmente en funcionamiento, principalmente en forma de parques solares y eólicos en los estados indios, incluidos Karnataka en el sur y Uttar Pradesh en el norte.

De su vínculo con Modi a la diversificación

La elección de Narendra Modi en 2014 como primer ministro indio coincidió con un nuevo periodo de éxito para Adani. Al año siguiente, Adani Enterprises ejecutó una reestructuración compleja, dividiendo sus negocios de puertos, energía y transmisión en compañías independientes que cotizan en bolsa. Todos se beneficiaron de los ambiciosos planes de desarrollo económico del nuevo líder indio, que incluyeron fuertes inversiones en infraestructura de transporte y energía.

Desde su nombramiento, Adani siempre ha contado con el apoyo de Modi, seguramente el líder más poderoso de la India en décadas. Visto como más cercano al primer ministro que cualquier otro multimillonario, la estrategia comercial de Adani desde 2014 ha sido reforzar los esfuerzos de Modi para desarrollar la economía de 3,2 billones de dólares la India. Además, ha sincronizado sus políticas corporativas con las prioridades del gobierno, como ha sido duplicar la producción de carbón, ya que Modi prometió llevar electricidad a más indios. 

Aparte de la energía, Adani también ha sido diversificando su negocio con otros sectores, como aeropuertos, centros de datos y telecomunicaciones, y medios y servicios digitales. En este último destaca la oferta hostil para hacerse con la cadena NDTV. 

Un auténtico superviviente

Como curiosidad, cabe destacar que Gautam Adani fue secuestrado en 1998 y supuestamente retenido por un rescate de 1,5 millones de dólares. También se encontró en el hotel Taj Mahal de Bombay cuando se produjo el atentado terrorista del 2008 (que acabó con 173 muertos), del que se libró gracias a que consiguió escaparse a tiempo. Casado y padre de dos hijos, como buen indio, Adani es amante del cricket.

Etiquetas

Publicidad

Comentarios

Volver al blog

Publicidad

banner Gestiona Radio

Últimas noticias

banner Gestiona Radio banner Gestiona Radio

SÍGUENOS EN +